Reflejos Primitivos

Cada uno de nosotros nace con un grupo de reflejos primitivos (+info al final de la página) o de supervivencia, que suelen ser evaluados por el pediatra en la primera visita. Estos reflejos, importantísimos en el momento del parto y en los primeros meses de vida, deberán ser inhibidos o controlados por niveles superiores del cerebro, durante el primer año de vida, dando paso a los reflejos posturales, que permanecerán presentes en la vida adulta.

Si estos reflejos primitivos no se inhiben en el momento correcto, permanecen activos en el cuerpo y pueden interferir en el equilibrio, la función visual, la coordinación ojo-mano, y en las habilidades perceptivas. Esto podría traducirse en problemas para aprender a montar en bicicleta o mareos en el coche; problemas para escribir, leer, prestar atención, leer la hora en un reloj analógico, abrocharse los botones, anudarse los zapatos, confundir izquierda con derecha; también pueden presentarse síntomas como frustración, hiperactividad, hipersensibilidad y exceso de activación psicofisiològica.

Evaluación

Para saber si usted o su hijo son candidatos a este programa, es necesario rellenar el Cuestionario Inicial de Screening. Un resultado de 7 o más respuestas afirmativas en el cuestionario, es indicativo de que podría ser interesante una evaluación en profundidad.

La consulta inicial dura aproximadamente 1 hora y media. En ella se realiza una historia del desarrollo para determinar si es necesaria la evaluación. Sólo se recomienda el programa en caso de que sea adecuado para el niño (o el adulto) en particular.

Si el resultado de la consulta inicial así lo indica, se realiza una extensa Evaluación de la madurez neuromotora, mediante una batería de tests que evalúa motricidad fina y gruesa, equilibrio, patrones de desarrollo motor, reflejos primitivos y posturales, lateralidad, funcionamiento óculo-motor y visoperceptivo y test de escucha dicótica. A continuación se diseña un programa individualizado.

Tratamiento

Se trata de una terapia no farmacológica y no invasiva. Consiste en una serie de ejercicios para realizar en casa, durante 10 minutos al día. Estos ejercicios estimulan la maduración del sistema nervioso. Cada 2 meses, se realiza una visita intermedia que tiene una duración aproximada de dos horas. En ella se lleva a cabo una evaluación y, en función de los progresos, se ajusta el programa de ejercicios. El tratamiento tiene una duración de 1 año, aproximadamente.

Estas técnicas han sido desarrolladas por el Institute for Neuro-Physiological Psychology (INPP), que cuenta con más de 40 años de experiencia tratando a niños y adultos. El fundador de INPP, Peter Blythe y la actual directora Sally Goddard Blythe son autores de diversas publicaciones científicas y de divulgación. Para mayor información ver www.inpp.org.uk

Estos son algunos de los reflejos primarios más importantes por su relación con las dificultades de aprendizaje:

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies